Suscríbete
Suscríbete

Recibe todas las noticias
en tu e-mail

Sexualidad

Endometriosis: ¿Por qué puede tardar tanto su diagnóstico?

Esta enfermedad se caracteriza por un dolor pélvico agudo, mucho más fuerte que el de los cólicos menstruales habituales, y ese dolor puede extenderse a la zona lumbar y a otras partes del cuerpo.

Por Raquel Guzmán

El dolor pélvico y los cólicos pueden comenzar antes y continuar durante varios días del período menstrual. También puedes tener dolor en la parte baja de la espalda y en el abdomen.(Shutterstock)

El dolor pélvico y los cólicos pueden comenzar antes y continuar durante varios días del período menstrual. También puedes tener dolor en la parte baja de la espalda y en el abdomen. | Shutterstock

Para entender mejor qué es la endometriosis, primero que nada es importante que se saber que el útero, o matriz, es el lugar donde se desarrolla el bebé cuando una mujer está embarazada. 

El endometrio es el tejido que recubre el interior del útero. Cuando una mujer padece de endometriosis, lo que pasa es que, el tipo de tejido que es similar al revestimiento del útero, crece fuera de éste

De acuerdo al sitio Medline Plus, estos parches de tejido se llaman "implantes", "nódulos" o "lesiones" y se encuentran más a menudo:

  • En o debajo de los ovarios
  • En las trompas de Falopio, que llevan óvulos desde los ovarios hasta el útero
  • Detrás del útero
  • En los tejidos que sostienen el útero en su lugar
  • En los intestinos o vejiga
Cuando una mujer padece de endometriosis, lo que pasa es que, el tipo de tejido que es similar al revestimiento del útero, crece fuera de éste. 
Cuando una mujer padece de endometriosis, lo que pasa es que, el tipo de tejido que es
similar al revestimiento del útero, crece fuera de éste.

Para muchos especialistas esta enfermedad es todo un misterio, pues no se conoces a ciencia cierta las causas que la provocan, además de que, en ocasiones es difícil de diagnosticar, pues sus síntomas son muy variados.

¿Por qué se tarda tanto en diagnosticar?
El síntoma más reconocible que acompaña a la endometriosis es el dolor debilitante, no sólo en la zona pélvica sino también en la zona lumbar, durante las deposiciones y durante o después de las relaciones sexuales con penetración vaginal, explica Medical News Today en su portal.

La endometriosis puede afectar muchas partes del cuerpo, incluidos la vagina y el recto, los intestinos, la vejiga y el diafragma, es por ello que los médicos pueden diagnosticarla erróneamente como una afección crónica diferente.


Uno de los síntomas más frecuentes de la endometriosis es dolor pélvico agudo, mucho más fuerte que el de un cólico menstrual habitual.

Los signos más comunes de la endometriosis según especialistas de Clínica Mayo incluyen los siguientes:

  • Períodos dolorosos (dismenorrea). El dolor pélvico y los cólicos pueden comenzar antes y continuar durante varios días del período menstrual. También puedes tener dolor en la parte baja de la espalda y en el abdomen.
  • Dolor al tener relaciones sexuales. El dolor durante las relaciones sexuales o después de estas es común con la endometriosis.
  • Dolor al defecar o al orinar. Es más probable que tengas estos síntomas durante un período menstrual.
  • Sangrado excesivo. Puedes tener períodos menstruales abundantes esporádicos o sangrado entre períodos (sangrado intermenstrual).
  • Esterilidad. Algunas veces, la endometriosis se diagnostica primero en aquellas personas que buscan tratamiento para la infertilidad.
  • Otros signos y síntomas. Puedes presentar fatiga, diarrea, estreñimiento, hinchazón o náuseas, especialmente durante los períodos menstruales.

Para un correcto diagnóstico el médico te pedirá que describas tus síntomas, incluida la ubicación del dolor y cuándo se presenta se explica en el portal de Clínica Mayo.

Y señala los siguientes exámenes para verificar si hay indicios físicos de endometriosis:

  • Examen pélvico. Durante un examen pélvico, el médico palpa las áreas de la pelvis en busca de anormalidades, como quistes en los órganos reproductores o cicatrices detrás del útero.
  • Ecografía. Para capturar las imágenes, se presiona un dispositivo llamado "transductor" contra el abdomen o se inserta en la vagina (ecografía transvaginal). Para obtener la mejor visión de los órganos reproductores se pueden realizar ambos tipos de ultrasonido. 
  • Imágenes por resonancia magnética (RM). Es un examen que usa un campo magnético y ondas de radio para crear imágenes detalladas de los órganos y tejidos dentro del cuerpo. 
  • Laparoscopia. En algunos casos, el médico puede remitirte a un cirujano para que te realice un procedimiento que le permita ver el interior del abdomen (laparoscopia). Mientras estás bajo anestesia general, el cirujano hace una pequeña incisión cerca del ombligo e inserta un instrumento de visualización delgado (laparoscopio), buscando signos de tejido endometrial fuera del útero. Una laparoscopia puede proporcionar información sobre la ubicación, la extensión y el tamaño de los implantes endometriales.

Con información de Clínica Mayo y Medline Plus.

En esta nota
  • Endometriosis
  • Dolor pélvico
  • Dolor físico
  • Ginecología
  • Útero
  • Endometrio
  • infertilidad

Comentarios

Suscríbete

Recibe lo mejor de Mundo Sano en tu casilla de E-mail

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones