Suscríbete
Suscríbete

Recibe todo las noticias
en tu e-mail

Sexualidad

Sexo: ¿Qué le pasa a tu cuerpo cuando dejas de tener relaciones sexuales?

El sexo puede brindar beneficios a tu salud física y a tu bienestar emocional, pero, ¿qué pasa cuando hay ausencia de actividad sexual?

Por Mundo Sano

Las relaciones sexuales tienen beneficios para tu salud física y mental.(Pexels.)

Las relaciones sexuales tienen beneficios para tu salud física y mental. | Pexels.

Tener relaciones sexuales sanas y seguras puede ser benéfico para tu salud física y también para tu bienestar emocional de manera instantánea.

Sin embargo, se habla poco de qué le pasa al cuerpo y a la mente cuando hay ausencia de actividad sexual. 

Cabe mencionar que la forma en la que afecta la falta de sexo puede variar según la edad o la salud de los individuos.

  • Falta de vitalidad

Según estudios, una persona sana que solo deja de tener relaciones sexuales por decisión propia o falta de pareja, podría experimentar algunos cambios como la falta de vitalidad o sentirse un poco más lentos. 

  • Baja el ánimo

En el caso de la mente, el sexo ayuda a estimular el espíritu mediante las endorfinas que se liberan durante el acto pero al presentarse la ausencia de la vida sexual, las personas pueden llegar a sentirse con poco ánimo, enojadas o deprimidas por la falta de estímulos naturales.

  • Aumenta la presión arterial 

La falta de vida sexual puede subir la presión arterial. Un estudio publicado en la revista Biological Psychology reveló que las personas que tenían sexo de manera regular poseían niveles más bajos de presión arterial que los que no. 

  • Se debilita el sistema inmune

Un estudio de la Universidad de Wilkes en Pennsilvania (EU) mostró que mantener relaciones sexuales 1 o 2 veces por semana ayuda a elevar los niveles de ciertos anticuerpos en comparación con los que lo hacen con menos frecuencia. Por ello, al no sexo, el sistema inmunológico podría presentar una baja de defensas.

  • Estrés y ansiedad

Tener relaciones sexuales puede ayudar a reducir los niveles de estrés y ansiedad debido a la conexión con la pareja. 

Investigaciones han encontrado relación entre las personas que no han tenido sexo regularmente con mayores picos de presión arterial en respuesta al estrés. 

Dejar de tener sexo y pasar por un periodo de abstinencia no es malo, al contrario, puede ser un momento para conocerte mejor. 

Si la ausencia de vida sexual se presenta mientras tienes pareja, lo mejor es conversar y pensar si necesitan acudir a terapia

 

 

En esta nota

Comentarios

Suscríbete

Recibe lo mejor de Mundo Sano en tu casilla de E-mail

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones