Suscríbete
Suscríbete

Recibe todas las noticias
en tu e-mail

Sexualidad

7 de cada 10 jóvenes ven pornografía y acceden a ella a los 12 años: Informe

Un informe de The Save The Children considera preocupante que los adolescentes pongan en práctica, sin el consentimiento de su pareja, lo que ven en los contenidos.

Por Mundo Sano

El informe reveló que para el 30% de los adolescentes que participaron en el estudio, la pornografía es la única manera de aprender de sexualidad.(Pixabay)

El informe reveló que para el 30% de los adolescentes que participaron en el estudio, la pornografía es la única manera de aprender de sexualidad. | Pixabay

Los 12 años es la edad promedio a la que los y las adolescentes ven pornografía por primera vez y 7 de cada 10 de ellos (68.2%) consumen de manera frecuente estos contenidos sexuales, reveló el informe (Des)información sexual: Pornografía y adolescencia elaborado por Save the Children. 

Esta organización independiente líder en la defensa de los derechos de la infancia en todo el mundo señala que el 93% del consumo se lleva a cabo en la intimidad por medio del teléfono móvil y el 98.5% se centra principalmente en contenidos gratutitos que se encuentran en línea, los cuales están basados en gran parte en violencia y desigualdad. 

Estudio

Para elaborar el informe se contó con la participación de mil 753 chicos y chicas de entre 13 y 17 años que respondieron a una encuesta y participaron en diferentes talleres. Save The Children elaboró un análisis con enfoque de genero y diversidad para conocer cuestiones sobre el consumo y si la percepción de lo que ven varía según el género o sus preferencias sexuales o si la comunidad LGBT se siente representada. 

El estudio arrojó los siguientes resultados:

  • El 51.2% accede a estos contenidos mediante el intercambio entre sus amistades fotos o videos por WhatsApp o redes sociales.
  • Para un 28.5% (principalmente chicos), la primera toma de contacto con el contenido responde a una búsqueda activa.
  • Mientras que el 17.4% (mayoría de chicas) se encuentra estos contenidos de manera accidental mientras navega por Internet.
  • Para el 30% de los y las adolescentes, el consumo de pornografía es la única forma de aprender de sexualidad.
  • Casi la mitad de los participantes considera que falta tener más información sobre cuestiones afectivo-sexuales.
  • El 87.5% de los chicos afirma haber visto pornografía alguna vez en su vida; mientras que 38.9% en el caso de las chicas lo ha hecho (aunque ligeramente más alto entre las adolescentes lesbianas). Ellos la ven casi a diario y ellas una vez a la semana o al mes.

El informe de Save The Children también revela que el 54.1% de los adolescentes, en su mayoría varones, considera que la pornografía brinda ideas para sus propias experiencias sexuales; al 54.9% le gustaría poner en práctica lo que ha visto, mientras que el 47.4% de los adolescentes ha puesto en práctica alguna escena que ha visto en contenidos sexuales. 

Respecto al último punto, esta organización considera preocupante el hecho de que intenten imitar lo que ven, pues no siempre solicitan el consentimiento previo de su pareja:  El 12.2% de los chicos lo ha llevado a la práctica sin el consentimiento explícito de la pareja y sin que ésta haya estado de acuerdo, frente al 6.3% de las chicas. 

Catalina Perazzo, directora de Políticas de Infancia y Sensibilización de Save the Children, señala:

Sin una educación afectivo-sexual incluida en el currículo y ante un mundo tecnológico lleno de posibilidades, la pornografía se ha convertido en profesora y consultorio de sexualidad para los adolescentes".

Perazzo considera que el peligro no es que consuman pornografía, sino que el deseo sexual de los y las adolescentes se esté construyendo sobre cimientos irreales, violentos y desiguales. Además es peligro que crean que su consentimiento, deseos y preferencias de ellos o de los demás no tienen por qué ser considerados. 

El informe arrojó también que en el caso de los jóvenes, esta práctica corresponde a una búsqueda activa o una especie de rito de iniciación, mientras que para ellas, consumir este contenido es de manera más accidental y estás más expuestas a recibirlo de personas desconocidas. 

En esta nota

Comentarios

Suscríbete

Recibe lo mejor de Mundo Sano en tu casilla de E-mail

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones