Suscríbete
Suscríbete

Recibe todas las noticias
en tu e-mail

Bienestar y Belleza

Vitaminas para ayudar a reducir el dolor de rodilla

El dolor de rodilla puede aparecer por diversas causas. 

Por Alejandra Gonzalez

Una dieta equilibrada que incluya ciertos nutrientes puede ayudar a aliviar el dolor de rodilla.(Canva)

Una dieta equilibrada que incluya ciertos nutrientes puede ayudar a aliviar el dolor de rodilla. | Canva

El dolor de rodilla es un malestar común en personas de todas las edades, el cual puede comenzar de forma repentina, a menudo por una lesión o después del ejercicio, explica MedlinePlus.

Las causas de esta dolencia pueden ser variadas. Una de ellas es el sobrepeso, el uso excesivo de la rodilla o antecedentes de artritis.

De acuerdo con Clínica Mayo, los síntomas que suelen presentarse con el dolor de rodilla son:

  • Inflamación
  • Rigidez
  • Enrojecimiento y temperatura al tacto
  • Debilidad
  • Inestabilidad
  • Sonidos de chasquidos o crujidos  
  • Incapacidad de enderezar completamente la rodilla
El dolor de rodillas es uno de los más comunes. Foto: Archivo

VITAMINAS PARA REDUCIR EL DOLOR DE RODILLAS

Para cuidar de las rodillas es importante tener una alimentación equilibrada que aporte proteínas, grasas saludables y carbohidratos, así como minerales y vitaminas. 

En el caso de estas últimas, obtener ciertas vitaminas puede ayudar a disminuir el dolor de rodillas, como son:

  • Vitamina A

Ayuda a los tejidos óseos y blandos, así como a las membranas y piel sanas. 

Se puede encontrar en el hígado de res, pescado como salón, arenque, aceite de hígado de bacalao y huevos. 

  • Vitamina del grupo B

Las vitaminas del grupo B, como (B1 (tiamina), B2 (riboflavina), B3 (niacina), B5 (ácido pantoténico), B6, B7 (biotina), B12, Ácido fólico),  impiden la debilidad muscular. 

Este nutriente se puede encontrar en: Pescado, pollo, carne de res, huevos y productos lácteos. Los vegetales de hojas verdes, frijoles y judías. 

  • Vitamina D

También conocida como la "vitamina del Sol", este nutriente ayuda a que el cuerpo absorba el calcio. 

Además, un estudio citado por Nutri-Facts ha señalado que la deficiencia de vitamina D podría contribuir al dolor en casos de artrosis.

Los pescados grasos, como la trucha, el salmón, el atún y la caballa, así como los aceites de hígado de pescado, el hígado de ganado vacuno, la yema de huevo y el queso son todas fuentes de vitamina D. 

  • Vitamina K

Algunas investigaciones sugieren que la vitamina K, la cual es necesaria para formar coágulos y detener sangrados, es importante también para la salud de los huesos. 

Se puede encontrar en alimentos como: Hortalizas de hojas verdes como espinaca, col rizada, brócoli y lechuga, aceites vegetales y en carne, queso, huevos y granos de soya.

En esta nota

Comentarios

Suscríbete

Recibe lo mejor de Mundo Sano en tu casilla de E-mail

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones