Suscríbete
Suscríbete

Recibe todas las noticias
en tu e-mail

Bienestar y Belleza

Usos de la alfalfa en la cocina que quizás desconocías

La alfalfa es un germinado que aunque mucha gente la puede relacionar como un alimento para el ganado y otros animales, la buena noticia es que también la puedes utilizar para el consumo humano.

Por Mundo Sano

Consumirla como un germinado te aporta aunque no lo sepas el el triple de calcio que la leche, fósforo, provitamina A, vitaminas C, B y K, clorofila, aminoácidos y fibra vegetal.(Pixabay.)

Consumirla como un germinado te aporta aunque no lo sepas el el triple de calcio que la leche, fósforo, provitamina A, vitaminas C, B y K, clorofila, aminoácidos y fibra vegetal. | Pixabay.

La alfalfa es un germinado que aunque mucha gente la puede relacionar como un alimento para el ganado y otros animales, la buena noticia es que también la puedes utilizar para el consumo humano.

Consumirla como un germinado te aporta aunque no lo sepas el el triple de calcio que la leche, fósforo, provitamina A, vitaminas C, B y K, clorofila, aminoácidos y fibra vegetal.

Los brotes de alfalfa los puedes conseguir ya listo para su consumo en los supermercados. Sin embargo también puedes hacerlas con las semillas. A continuación algunas recomendaciones. 

  • Remojar durante toda una noche semillas de alfalfa. Se recomienda que se adquieran de buena calidad para garantizar su germinación.
  • Al día siguiente se deben enjuagar las semillas escurriendo bien toda el agua, para lo cual es más práctico usar un colador.
  • Durante los próximos tres o cuatro días, se deben enjuagar y escurrir bien las semillas dos o tres veces al día y tapando el recipiente con un trapo grueso; esto para mantenerlas a oscuras.
  • Al cabo de un máximo de cinco días, ya estarán bien germinadas y de un color amarillo, que es cuando se deberán de enjuagar y ser colocadas en un lugar con luz, sin que les dé directamente, lo que en menos de media hora les dará ese color verde característico.

El germinado de alfalfa se consume generalmente en fresco y crudo, en ensaladas, sándwiches y agua fresca, aunque también se pueden hacer sopas, guisados y ¡hasta tortillas!

Con información de Gobierno de México. 

En esta nota
  • Alfalfa

Comentarios

Suscríbete

Recibe lo mejor de Mundo Sano en tu casilla de E-mail

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones