Suscríbete
Suscríbete

Recibe todas las noticias
en tu e-mail

Bienestar y Belleza

La amigdalitis te ocasiona mal aliento y dificultad para tragar ¿Cómo tratarlas?

Las amígdalas son masas de tejido en la parte posterior de la garganta. Las adenoides y amígdalas atrapan gérmenes que entran por la boca y nariz. 

Por Vanesa Rojas.

La amigdalitis también afecta a los adultos.(Pixabay.)

La amigdalitis también afecta a los adultos. | Pixabay.

Las amígdalas son parte del sistema linfático y en el del sistema linfático elimina  infecciones y mantiene equilibrados los fluidos corporales. A veces sucede que con la amigdalitis, las adenoides también se pueden hinchar. 

La causa de la amigdalitis es una infección viral y en el caso de  la faringitis estreptocócica puede causar amigdalitis. La amigdalitis es más común en niños mayores de dos años a 15 años. Los adultos pueden contraer amigdalitis, pero no es muy común.

Los síntomas de amigdalitis incluyen:

  • Dolor de garganta, que puede ser grave
  • Amígdalas rojas e hinchadas
  • Dificultad para tragar 
  • Una capa blanca o amarilla sobre las amígdalas
  • Glándulas inflamadas en el cuello
  • Fiebre
  • Mal aliento

Prevención y tratamiento de la amigdalitis 

En niños y adolescentes es importante fortalecer el sistema inmunitario a fin de evitar el  amigdalitis con vacunaciones anuales o autovacunas.

Hay que tener una buena higiene, lavarse las manos con frecuencia y evitar el contacto con personas que padezcan la enfermedad.

Fumar, respirar humo de manera pasiva y el abuso de bebidas alcohólicas son hábitos que perjudican la salud en general, y que en este caso afectan al sistema inmunológico y crean unas condiciones que hacen que la persona desarrolle amigdalitis con mayor facilidad.

En aquellos casos, se puede pautar el uso de antibióticos y antiinflamatorios. El tratamiento debe ir acompañado de una ingesta elevada de líquidos, como por ejemplo agua o zumos con alta concentración de Vitamina C.

En casos en los que las infecciones sean recurrentes, y a pesar del tratamiento con antibióticos, se haya producido flemón o absceso amigdalar, se debe recomendar la resección quirúrgica o amigdalectomía.

El tratamiento de la amigdalitis depende de la causa. Si la causa es un virus, no hay medicina para tratarlo. Si la causa es una infección bacteriana, como la faringitis estreptocócica, se necesitará tomar antibióticos.

Es importante que su hijo termine el tratamiento con antibióticos incluso si se siente mejor. Si el tratamiento se detiene demasiado pronto, algunas bacterias pueden sobrevivir y volver a infectar a su hijo.

Con información del IOM de Madrid y Medlineplus. 

En esta nota

Comentarios

Suscríbete

Recibe lo mejor de Mundo Sano en tu casilla de E-mail

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones